El agua fría es más densa que la caliente (para temperaturas por encima de 4ºC)

Por ello un litro de agua a 4ºC pesa cerca de 4,3% más que un litro de agua a un poco menos del punto de ebullición. Esto sucede porque para llenar una botella de un litro con agua a 4ºC se tienen que añadir más moléculas de agua que cuando el agua está a 100ºC. Mientras más moléculas, más peso.

En la parte experimental, cuando se deja una botella sellada con un litro de agua a 100ºC y se espera hasta que baje la temperatura hasta los 4ºC, encontraras que la masa se reduce.

Esto por la famosa ecuación de Albert Einstein, E=mc2, significa que la masa y la energía son la misma cosa.

Así que no se le puede quitar energía a un sistema sin quitarle al mismo tiempo algo de su masa.

Cuando el agua se enfría pierde energía y por ende masa, y el aire que le rodea gana la misma cantidad de energía/masa.

El efecto es diminuto. Por cada ºC que se enfría un litro de agua, pierde 4,7 x 10 a la -14 kilogramos. Ese es más o menos el peso de dos espermatozoides humanos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: